Pérdidas por un valor superior a los 30 millones de dólares sufriría el Perú si es que llega a perder la sede para la realización del Campeonato Sudamericano Sub 20, afirmó Carlos Silvestri, vicepresidente de la Federación Peruana de Fútbol.

Estas ganancias que se dejarían de percibir en flujo turístico, detalladas por el dirigente Silvestri, serían debido al problema entre el IPD que no reconoce como presidente de la FPF a Manuel Burga, por lo que no cedería sus estadios para la realización del torneo, lo que motivaría a la Conmebol a trasladar el campeonato a otro país.

La Confederación Sudamericana de Fútbol dará a conocer su decisión final si el campeonato se realiza en otro país, dejando a Perú sin posibilidad, o le otorga un plazo de varios días para que pueda solucionar la situación.

“Sería lamentable que Conmebol nos quite la organización del Sudamericano a realizarse en Arequipa, Moquegua y Tacna” dijo finalmente Carlos Silvestri a Andina.